Regalos para bebes y niños

DEPRESION POSTPARTO

Sin explicación ni sentido alguno, después del nacimiento de mi primera hija empecé a sentir una sensación muy extraña. A pesar de que John estaba pendiente de mi y  de mis cuidados postparto, me sentía muy sola, miraba a mi hermosa hija y no la sentía mía, no entendía que me sucedía, era una sensación inexplicable, sentía fuertemente la ausencia de mi mamá, era la única persona que deseaba ver y tener cerca en ese momento.

Este sentimiento genero discusiones con mi esposo, pues estaba demasiado irritable, explosiva e inconsolable y el no entendía el porque. El trataba de estar el mayor del  tiempo  a mi lado y colaborarme con todo, pero para mi nada de eso era suficiente, me sentía mal, sentía un vacío que nada lo podía llenar, ni siquiera la presencia de mi hermosa bebe, y eso me hacia sentir peor. Hasta llegue a pensar que era mala mamá o que no estaba lista para serlo. Afortunadamente y sin darme cuenta ese sentimiento  se fue desapareciendo y  día tras día me enamore mas de mi pequeña  hija.

Con mis otras dos bebes el proceso de  postparto ha sido un poco diferente, realmente la presencia de mis otras hijas no me  ha dado tiempo para la depresión y mucho menos para sentirme sola, pero si he sentido fuertemente la ausencia de mi mama. No se si esto tenga alguna explicación científica o simplemente se asocia a la situación que vivo, pero a pesar de que normalmente la extraño, después de dar a luz ese sentimiento se hace mas fuerte;  egoístamente  y sin darme cuenta, no valoro el esfuerzo de mi esposo por atenderme y llenar el vacío que siento.

Lo mas difícil para mi durante esa etapa postparto,  ha sido explicarle a John porque todo lo que el me ofrece no es suficiente; que tal vez solo quiero a  mi mama porque ella es mujer y es la persona que mejor me puede comprender y aconsejar en esos momentos; y creo que no lo entiende simplemente por el es hombrey nunca en su vida pasara por una situación igual, “obviamente”.  Creo que las hormonas si influyen durante toda esta etapa    y afortunadmente para ellos y para nosotras ese sentimiento de impotabilidad desaparece, si nos dan mucho amor y nos nos tienen mucha paciencia.

 

Este post lo publique en el sitio web MamásVip.com,  Mamás Vip es un sitio creado por madres para madres como tu!  Allí encontraras consejos para la maternidad, crianza, moda, salud, tiempo en familia y todo lo que las mamás desamos y necesitamos escuchar.  Te invito a que entres a MamásVip.com desde hoy!

My first mothers day pink and brown birdsBobitos – Bodys para bebes  GRATIS para el  Dia de la madre

NanyCrafts anuncia su primer regalo del 2012 y no puede ser en mejor momento que para el día de la madre.  Si eres una mujer que estas a punto de dar a luz, tienes algun familiar embarazada, tienes algun conocido con bebes y deseas dar un detalle! No pierdas la oportunidad de recibir GRATIS un body con diseño exclusivo de NanyCrafts.com

Entra Ahora en NanyCrafts’s Facebook fan page La pagina oficial de nanycrafts en Facebook para mas detalles….

Nota:  Toda la campana esta puesta en ingles dirigida al publico en Estados Unidos!  Pero tu también puedes ser parte del concurso.

Si tu hablas Espanol, concursas y ganas!  NanyCrafts se compromete a entregarte el premio en la puerta de tu casa, sin importar el pais donde vivas…

 

Entra Ahora en NanyCrafts’s Facebook fan page La pagina oficial de nanycrafts en Facebook y BUENA SUERTE!

A mi bebito le están empezando a crecer las uñas, mientras los intestinos crecen y se ubican correctamente en su lugar para digerir alimentos cuando nazca, porque la glándula tiroidea, el páncreas y la vesícula comienzan a funcionar.

Así como las uñas de mi pequeño bebito crecen, su cerebro lo hace a una velocidad increíble, más o menos hay 250.000 nuevas neuronas por minuto y aunque no lo creas en la decima semana de embarazo comienza el desarrollo externo de los órganos sexuales, aunque no te hagas ilusiones porque todavía es difícil saber el sexo de tu bebé.

Pasan muchas cosas en mi bebe y en tu bebito en la decima semana de embarazo, en un feto que mide unos 4 cm y pesa unos 5,5 gramos, por lo que ya es tiempo de conocer a tu bebito, yo me hice la primera ecografía en la semana 10, pues mi ranciedad por conocerlo era inmensa, sin embargo, tu podrás hacerlo desde la decima semana de embarazo, hasta la 14. Gracias a ella, sabrás si el ritmo cardíaco del bebé es normal, si puedes tener gemelos, si está creciendo correctamente, y demás.

Cambios en la madre en la decima semana de embarazo

Donde más notarás tu aumento de peso es en las tallas de tu ropa, sobre todo en la de tu ropa interior, te tocará comprarte muy pronto sujetadores que se amolden a tu nueva talla.

Probablemente ya tengas asignada tú cita con el médico, pero antes debes ir bien preparada: ves haciendo memoria y pensando todos los cambios tanto físicos como emocionales que has sentido en este tiempo. Además tendrás que informarle de las enfermedades que has tenido en tu vida (diabetes, varicela, sarampión, etc.), tanto las tuyas como las de tu familia, que también pueden ser relevantes.

El médico ya te irá preguntando todo lo que necesite saber como si ya has estado embarazada anteriormente, o si ya has sufrido algún aborto.

En esta cita te harán una serie de exámenes para determinar que todo esté bien. La revisión posiblemente incluya: exámenes de orina, un examen abdominal externo para ver el tamaño y la posición del bebé, control del peso y la presión arterial.

La elección del colegio es una decisión complicadísima que demanda bastante trabajo. Para empezar, hay que hacer la maratón de las visitas guiadas (todas tienen una fecha puntual y no hay que pasarse de esta o se pierde la oportunidad), buscar gente conocida que tenga sus hijos en los colegios que más o menos nos gustan para pedir su opinión y plantearles todas nuestras dudas, y -cómo no- analizar una serie de criterios como enseñanza de inglés, número de estudiantes por aula, cercanía al hogar, si es mixto o no, religioso o laico, si tiene buena o mala infraestructura, áreas verdes, etc.

Este año nos toca a mi esposo y a mí la tarea de elegir un colegio. Y la estamos viendo a cuadritos. El criterio de selección que hemos colocado en primer lugar es el económico, a partir de ahí nos queda un universo de colegios más pequeño por evaluar. Luego prestamos atención a la filosofía del colegio, que en nuestra opinión es un aspecto clave.

Nos interesa mucho que el colegio donde nuestra hija pasará gran parte de su vida haga esfuerzos por formar a personas con criterio, con espíritu crítico constructivo, tolerantes, con los pies en la tierra y conocedoras de su realidad, que además trabajen a través de talleres donde se entrenen para experimentar e investigar antes que paporretear.

Eso, para nosotros, es más importante que una buena enseñanza del idioma inglés o que el centro educativo tenga convenios con institutos especializados en computación u otras materias. Sabemos que el bachillerato internacional es una garantía de una buena calidad de enseñanza, pero no le damos mayor peso a eso que a todo lo dicho en el párrafo anterior.

Nos parece que los colegios alternativos encajan bastante bien en el perfil de colegio que buscamos. Sin embargo, últimamente hemos percibido algo que no nos gusta mucho de ellos: la mayoría de sus egresados, si no todos, son artistas o gente de letras. Eso no es malo, por supuesto, pero nos parece injusto orientar de esa manera el destino de un hijo, cortarle la posibilidad de que desarrolle interés, por ejemplo, por robótica o industrias alimentarias. En general, los colegios alternativos nos parecen muy buenos, pero nos parecerían mejores todavía si sus egresados apostaran por diferentes carreras, tanto de letras como de ciencias.

De manera que en este momento nos encontramos bien desorientados respecto a qué colegio escoger. La directora de un nido me dijo una vez que no voy a encontrar el colegio ideal (ojo que “el ideal” es distinto en cada persona), que debería hacer una lista de prioridades y buscar simplemente la opción que más se parezca a mi ideal y, sobre todo, que le convenga a mi hija. Así que en esas andamos. Sería interesante saber cómo hacen otras personas para elegir el colegio de sus hijos.

En la octava semana de embarazo tu bebé tiene ya el tamaño de un frijol, y ya se mueve por todo tu vientre como un frijolito saltarín,  porque no para de moverse, dar vueltas y cambiar de posición, aunque todavía no sea posible que sientas toda esa actividad. La colita que se le veía, está empezando a desaparecer y los dedos de las manos y de los pies crecen cada día. Ya se le han formado las articulaciones de los codos y de las rodillas y puede doblar sus extremidades.

Como si fuera poco en la octava semana de embarazo, el sexo del bebé quedó ya fijado en el momento de la concepción, sus órganos sexuales todavía no están formados y no se puede saber a simple vista si será una bebita o un bebito.

Cambios en el cuerpo de la mamita en la octava semana de embarazo

En la octava semana de embarazo todavía no estás gordita, pero sí lo están haciendo los pechos, tanto, que posiblemente te veas obligada a aumenta el tamaño del brasier durante el embarazo. Este aumento se atribuye a la expansión de los conductos por donde circulará la leche que luego alimentará a tu bebito. Es aconsejable que no esperes mucho para comprar un nuevo brasier, porque estarás mucho más cómoda.

Otros cambios característicos de la octava semana de embarazo son las nauseas por ciertos alimentos y a los olores fuertes, ya que tu nariz esta mucho más sensible que de costumbre, y adicional, el dolor de huesos es muy severo las malas noches de sueño, la ansiedad y los vómitos terminarán cuando finalice el primer trimestre de embarazo.

¿Pero y qué causa las náuseas en el embarazo?

Parece que las culpables pueden ser las hormonas del embarazo, ya que en el primer trimestre las hormonas fluctúan mucho. Cuando los niveles empiezan a estabilizarse, que suele ser en el segundo trimestre, la mayoría de las mujeres comienza a sentirse mejor. La palabra “náuseas” describe muchas cosas. Puede ser desde un regusto desagradable en la boca, hasta tener vómitos todo el día.

Los órganos del bebé ya están madurando, y los tejidos del bebé se hacen más fuertes en la séptima semana de embarazo, son transformaciones importantes las que ocurren con el cuerpecito de nuestro bebé en la séptima semana de embarazo, pues la cola del embrión empieza a caer mientras el corazón late y el esqueleto va tomando forma.

Además la placenta sigue formándose y por medio del cordón umbilical, la línea vital del cuerpo de la madre al de su bebé,  empezará a pasar nutrientes, a crecer y ensancharse.

Tal vez uno de los procesos más importantes del proceso de crecimiento hasta la séptima semana de embarazo, es la neurogénesis,  un proceso de división celular extremadamente rápida que produce neuronas, pues el cerebro del bebé tendrá  mil millones de neuronas y medirá alrededor de 1 centímetro.

El cuerpo de la mamá en la séptima semana de embarazo

En la séptima semana de embarazo, el ya empezarás a aumentar de peso, pero tu abdomen todavía no se hará notar.

Entre las indicaciones que te dará tu médico estarán incluidas las siguientes, primero te recomendará que no consumas medicamentos, y reduce la toma de café al mínimo, ya que altas dosis de cafeína están asociadas a interrupciones de embarazo durante el primer trimestre. Son las semanas más delicadas para tu bebé. También debes evitar exponerte a radiaciones como los rayos X (radiografías) y a sustancias químicas peligrosas.

Es mucha la información que existe acerca de la alimentación adecuada para tener un embarazo sano, sin embargo Mamás VIP ha elegido y seleccionado con ayuda de expertos nutricionistas los 10 alimentos que no pueden faltar en la dieta de tu embarazo

1. Huevos

Tu cuerpo necesita más proteínas que nunca, y alimento adecuado para ello es el huevo, además de contener más de 12 vitaminas y minerales este alimento tiene un alto nivel de proteína que será supremamente necesario para las células del cuerpo de tu bebé, que ahora crecen y se multiplican a una velocidad asombrosa, están hechas de proteínas. Además, tu propio organismo necesita proteínas para el crecimiento y la reparación de los órganos que también se desarrollan en tu cuerpo, como la placenta, el útero y los senos.

Los huevos también son ricos en colina, un nutriente esencial para el crecimiento de tu bebé y la salud de su cerebro, y que a la vez ayuda a prevenir defectos del tubo neural. Además, puedes comprar huevos que contengan ácidos grasos omega-3, que son importantes para el desarrollo del cerebro y la visión de tu bebito. (Las marcas que contienen omega-3 lo traen impreso en la caja.)

Ten en cuenta que si eres una mujer saludable, con un nivel de colesterol en la sangre normal, puedes incluir sin miedo uno o dos huevos en tu alimentación diaria, además de sanos, los huevos son baratos, fáciles y rápidos de preparar, y muy versátiles. Cuando te falte tiempo o energía para cocinar, un par de huevos duros o una rica tortilla de huevos (a la que puedes agregarle algunas verduritas) son siempre una excelente opción en tu embarazo.

Debes tener en cuenta que debes cocinar muy bien los huevos y evitar las comidas y postres que contengan huevos crudos, los cuales podrían contener bacterias que pueden causar infecciones y hasta provocar un parto prematuro.

2. Salmón

El salmón no sólo es un alimento rico en proteínas de muy buena calidad, sino que es también una excelente fuente de ácidos grasos omega-3. Aunque el salmón contiene bajas cantidades de mercurio, así como el atún blanco enlatado y el abadejo, la Agencia de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) recomienda que las mujeres embarazadas consuman un máximo de 12 onzas de estos pescados por semana para evitar ingerir demasiado mercurio (3 onzas equivalen a una porción del tamaño de una baraja o mazo de cartas), pues comparado con otros pescados, el salmón tiene la ventaja de contener bajas cantidades de metilmercurio, un químico presente en alta concentración en muchos pescados grandes y que es peligroso para el sistema nervioso en desarrollo de un bebé.

3. Nueces

Si no te gustan los huevos ni el pescado, una de las mejores fuentes vegetales de omega-3, y te vendrá muy bien tener siempre a la mano esta botana práctica y energética (además, combina muy bien tanto con postres como con platillos salados).

Guárdalas en el congelador para que no se pongan rancias, y disfrútalas solas, con uvas pasas o frutas, sobre ensaladas, pastas y vegetales, o mezcladas con yogur.
4.  Ahuyama

El color anaranjado y rojo de los vegetales, como la zanahoria, los chiles y pimientos (ajíes), también son ricos en carotenoides. Nuestro organismo convierte los carotenoides de los vegetales en esta vitamina a medida que lo necesitamos, o sea que no hay riesgo de ingerir cantidades excesivas de vitamina A.

Estos alimentos también son una buena fuente de vitamina C, folato y fibras. Y, al igual que los frijoles, son muy económicos y versátiles. Cocínalos al vapor o al horno, y dales un toque de sabor con un poco de mojo, ajo, aceite de oliva o hierbas frescas. Úsalos en sopas y guisos junto con papas comunes o en lugar de éstas.

5. Frijoles (alubias, judías)

Negros, blancos, pintos, lentejas, garbanzos… Los granos, además de tener un alto nivel de fibra, son ricos en hierro y folato (el folato es la vitamina B9 que se encuentra en los alimentos, y el ácido fólico es la forma artificial del folato que se toma en vitaminas, píldoras etc), calcio y zinc.

Durante el embarazo los intestinos se vuelven un poquito perezosos, aumentando la posibilidad de que padezcas estreñimiento y hemorroides. El consumo de fibras ayudará a prevenir y aminorar estos dos problemas.

Al prepararlos ten en cuenta los tips de las abuelas, pues al remojarlos durante al menos un par de horas, harás que se hidraten y se cocinen en menos tiempo. Y, si los dejas en remojo de la noche a la mañana, mejor tira el agua y enjuágalos de nuevo antes de cocinarlos.

No importa cómo te gusten tus frijoles, prepáralos siempre en doble cantidad y congela la mitad. Todos los tipos de frijoles conservan bien su sabor, textura y propiedades cuando se congelan, y siempre es muy práctico tener algunas porciones en el congelador. Pero para absorber mejor sus propiedades acompáñalo con un vaso de jugo de naranja, o cualquier alimento rico en Vitamina C.

6. Yogur natural

El yogur natural es una excelente fuente de calcio, el cual es vital en tu dieta de futura mamá. Si no consumes suficiente calcio durante el embarazo, tu organismo lo extraerá de tus huesos y dientes para que no le falte este mineral a tu bebé.

El yogur natural es más sano que los que tienen sabor a frutas, los cuales además de azúcar contienen más conservantes, sabores y colorantes artificiales. Pero si lo prefieres dulce, prueba agregarle fruta fresca picada o endulzarlo con un poco de miel.

7. Verduras de hojas verdes oscuras

Para sacarles el mejor provecho a hortalizas como la col y la espinaca, lo ideal es consumirlas lo más frescas posibles, preparándolas sin demora al comprarlas, puesto que conforme pasan los días disminuye su contenido nutritivo. También es buena idea tener siempre una bolsita de espinacas o col picada en el congelador para la preparación de diversos platillos.

La col, tradicional o rizada, está cargada de vitaminas y nutrientes, incluyendo las vitaminas A, C y K, así como del importantísimo ácido fólico. También es rica en carotenoides, esenciales para la salud de los ojos y la espinaca tampoco se queda atrás, y su sabor más suave y su versatilidad en la cocina la mantienen siempre entre las verduras favoritas. Pruébala en sofritos, tortillas de huevos, empanadas, quiches, o usa las hojitas más tiernas en sándwiches y ensaladas.

8. Carnes magras

Al comprar carne de res, elige los cortes sin grasa (de 95 a 98 por ciento libre de grasa). Evita, sin embargo, los fiambres y las salchichas, a no ser que se calienten hasta que estén humeantes. Además de que son menos sanos, hay un pequeño riesgo de que al consumirlos puedas transmitirle algunas bacterias o parásitos dañinos al bebé, incluyendo el toxoplasma, o la salmonella.

Recuerda consumir los cortes de la carme menos grasa, como muchas carnes molidas, y también la piel de las aves.

9. Frutas y verduras de colores variados

Al consumir una variedad de frutas y verduras anaranjadas, rojas, amarillas, moradas, verdes y blancas estarás aportando a tu dieta una gran variedad de nutrientes. Esto se debe a que los alimentos de diferentes colores son ricos en diferentes vitaminas, minerales y antioxidantes.

Durante la fase final del embarazo, el bebé está “probando” a través del líquido amniótico todos los alimentos que tú consumes, dicen los expertos. Si tu pequeño empieza a saborear una variedad de frutas y verduras sanas desde antes de nacer, aumentará la probabilidad de que reconozca esos sabores y los acepte más adelante.

 

 

Comer para perder peso.
mamas vip
regalos para bebes y niños personalizados

Patrocinador

Milagro para el embarazo

Subscribete ahora y recive notificaciones de nuestros post semanales!notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 3 seguidores


  • Kassandra: It seems like u actually understand a lot regarding this specific subject and it all shows as a result of this excellent blog post, termed “Baby s
  • The Green Monkey: ¡Buen post! Refleja perfectamente las inquietudes que tenemos los padres a la hora de escoger centro. Te invitamos que le eches un vistazo a nuestros
  • Anna: Hola, Muchas gracias por el post. Las fiestas de Halloween, aparte de ser decoradas como tal, si son para niños deberían ir acompañadas de ju

Siguenos en Facebook!

Sigue nuestros Tweets

Archivo de nuestras publicaciones

Nuestra comunidad…

Bloggers - Meet Millions of Bloggers
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: